17.3.15

Reseña: Elixir & Apollyon - Jennifer L.Armentrout (#3,5 #4 Covenant)

Con el final que tuvo Deidad (malo, desquiciante, de esos que te obligan a estar durante días pensando en que vas a hacer con tu vida mientras te publican el siguiente) tenía que tener en mis manos con urgencia su continuación. Además, la editorial realizó una venta online especial en la que podías conseguir la edición en papel de Elixir, una historia corta sin la cual yo no habría entendido el inicio del cuarto y por la cual me quedé ese día en casa en vez de ir a clase. Elixir está contado desde el punto de vista de Aiden, algo que no sucede en ninguna de las otras entregas, pero se me hizo un poco pesado. Tras el despertar de Alex, Seth está más cerca de ella que nunca, por lo que Aiden se ve obligado a hacer algo que nunca quiso: someter a Alex para que esta no se una a Seth. En este libro la personalidad de Alex me resultó malísima. Parecía una colegiala tonta a la que no le importase morir para poder así estar con su amorcito, y teniendo en cuenta como era su personalidad en las anteriores entregas pues es muy chocante de leer. Por otro lado, Aiden me ha encantado sed buena gente y regaladme uno. Lo que peor he llevado al leer esta historia corta es lo neutral que es todo. No pasa nada alucinante (como si ocurre en Daimon) y todo es tan no sé que hacer que te acaba saturando un poco. Sin embargo creo que es muy necesario leerlo antes de ponerte con Apollyon, porque te explican cosas necesarias para poder entender bien el siguiente.

Apollyon, aunque me de dolor de corazón decirlo, me ha defraudado un poquito. No es que la historia sea mala ni mucho menos (me ha encantado a pesar de todo), sino que acostumbrada a que en las otras entregas sea todo una constante tensión por saber quien es el malo o quien va a morir a continuación pues que en este libro no pase nada excesivamente emocionante es un poco decepcionante. A ver, que si que pasan cosas importantes, pero al ser el libro más gordo de los tres pues te esperas que esté lleno de ataques, muertes y corrupción, pero la mayoría del tiempo están pensando y haciendo planes y claro, tú te quedas con ganas de que se derrame algo de sangre que sé que soy un poco macabra, que se le va a hacer. Además, como todo el mundo sabe ya de la relación de Aiden y Alex y como se está acabando el mundo, pues olvidaos de esa atracción prohibida. No, ahora demuestran su amor como si no hubiese mañana (que es posible que no le haya) pero vamos, que son demasiado empalagosos para mi gusto. Seth, por otro lado, es un ente desconocido la mayor parte de la novela. No aparece físicamente en ningún momento, sino que solo se aprecia su presencia cuando se conecta con Alex.

El final vuelve a ser un poco de esos de morderte las uñas, pero nada que ver con como nos dejó Deidad. En definitiva, a pesar de no haber sido todo lo que esperaba, es una novela que engancha de principio a fin, en la que la tensión no te dejará pensar en otra cosa que no sea seguir leyendo. Es una saga muy recomendable.

VALORACIÓN---------------

              

RESEÑAS ANTERIORES


No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada